EL PROCESO CREATIVO EN PIXAR ANIMATION STUDIOS

ADRIÁN PEÑA CASTILLEJO

 

EL PROCESO CREATIVO EN PIXAR

Todo el mundo sabe a qué nos referimos cuando hablamos de PIXAR. Con más de veinte películas a sus espaldas, el estudio de animación perteneciente a la enorme The Walt Disney Company, es hoy un referente en cuanto a animación digital en 3D se refiere.

Desde que estrenaran en 1995 el que fue su primer largometraje, Toy Story, PIXAR ANIMATION STUDIOS no ha dejado de crecer,

mostrando al mundo un sinfín de originales creaciones en forma de personajes, escenarios e historias mágicas y entrañables.

Pero ¿Cómo es el proceso de creación? ¿Cómo hace una empresa de estas dimensiones para no quedarse estancada y seguir sorprendido año tras año?

¡Vamos a descubrirlo!

UN ENTORNO MÁGICO

Una de las más importantes premisas de las que parten en la empresa es la de que los trabajadores, para crear y llegar a ser competitivos, tienen que estar motivados; hallar la ilusión en aquello que hacen. Está demostrado que una mente relajada y feliz resulta más creativa, y, por ende, más productiva.

 

Para ello, en PIXAR se ha permitido desde el principio a cada miembro del equipo creativo diseñar a su gusto su propio espacio de trabajo. Los empleados construyen y decoran sus departamentos a su antojo, dando lugar a un conjunto de oficinas para nada convencionales. Podemos encontrar desde una “habitación infantil” hasta una “selva”, pasando por el interior de un castillo, una pirámide o una cueva. Incluso existen pasadizos secretos que se activan con candelabros y otros dispositivos. ¡Y todo esto dentro de un edificio de oficinas!

Esta flexibilidad por parte de la compañía se basa principalmente en que la mente de los creativos reciba constantemente estímulos positivos, alegres, coloridos, y libres de toda la tensión y sensación de “formalidad” que suele adquirir un entorno de trabajo tradicional.

Una de las joyas de la corona es el inmenso “Cereal bar” del que disponen en sus instalaciones, abierto a cualquier hora y con una grandísima variedad de cereales para deleite de todo el personal.

En PIXAR ANIMATION STUDIOS, trabajar es vivir una aventura diaria.

 

HACEDORES DE ILUSIÓN

A la hora de compartir ideas y ponerlas en funcionamiento, PIXAR destaca también por su originalidad.

Podríamos decir que son capaces de poner en práctica un montón de técnicas creativas, algunas bastante comunes y conocidas. Sin embargo, lo que tal vez los distingue es su método.

Para ellos no existen las salas de reuniones, presididas por una mesa gris, formal y cargada de sobriedad. Aquí, las reuniones se llevan a cabo en estancias repletas de juguetes y muñecos (muchos de ellos, sacados de sus propias películas). Tan pronto se encuentran tirados en una alfombra mientras conversan sobre su próximo cortometraje, como practican una lluvia de ideas disfrazados de animales, o comiendo cereales en el bar.

Muchas zonas son multiusos. Un área con sofás que, habitualmente, cumple la función de zona de descanso, se convierte en ocasiones en el lugar de una reunión.

Por otro lado, a estas lluvias de ideas están todos invitados. En PIXAR, cualquiera es válido para aportar, sin importar el rango o la ocupación. Y no hablo solamente de los diseñadores, animadores o miembros del equipo directivo. Limpiadores, gente de mantenimiento o repartidores pueden sentirse libres de participar y una idea. Se pregunta y se pide opinión a cualquiera que esté dispuesto a darla.

De esta manera, el ambiente de trabajo es inmejorable. Todos son valorados por quienes son; todos tiene voz. Y ninguna mente tiene menos valor que otra a la hora de imaginar, crear, y hacer magia (como ellos suelen llamarlo).

Adrián Peña Castillejo, 1ºGS

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *